Cómo elegir el mejor nombre para tu restaurante [7 Tips básicos]

Emprender un negocio como un restaurante no es tarea nada fácil, conlleva una planeación en muchos aspectos, desde pensar cuál será el giro del restaurante, el nombre que llevará, la ubicación, los proveedores entre muchas cosas más.

Uno de los aspectos más importantes al emprender en un restaurante es el nombre que llevara, ya que la gente te conoce y recordará por el nombre de tu restaurante y lo asociaron a la experiencia que se lleven del lugar. Por esta razón debes ser consciente de que el nombre que le pongas tiene que impactar en la mente del cliente tu valor agregado y todo lo que ofreces.

Para encontrar ese nombre perfecto te brindamos una serie de recomendaciones que te serán de gran ayuda.

En primer lugar tienes que ser consciente, antes de iniciar el proceso de elección, de que el nombre que le des a tu restaurante marcará la identidad desde el principio. Por eso es muy importante que el nombre no sea algo caduco o que recuerde a la competencia. El nombre debe reflejar tu imagen de marca, por supuesto, pero también tiene que ser interesante y atractivo para los clientes.

1. Elige nombres cortos, sencillos y fáciles de recordar

Opta por nombres breves, sencillos y fáciles de recordar. Lo importante es que tus clientes lo recuerden fácilmente y que no se vean obligados a retener un nombre demasiado difícil. Piensa también que los nombres que son difíciles de pronunciar restan valor a tu marca y no te ayudan a construirla. En ambas situaciones, si el nombre es complicado o si es difícil de pronunciar, se pierde el marketing de boca a boca, lo que puede generar que las ventas no se vean reflejadas positivamente.

Además, un nombre corto y simple te facilitará la expansión de tu negocio a otros lugares y será aceptado por los clientes de cualquier parte.

2. Piensa en un nombre único

Ya quedó claro que el nombre de tu restaurante debe ser corto y pegadizo, pero también es fundamental que sea único. Esa singularidad puede provenir de diferentes sitios: de un juego de palabras, de la forma en que se escribe o simplemente del nombre mismo. Tener un nombre único te dará un diferenciador de la competencia y creará una imagen marcadamente personal en la mente de los comensales.

Por último, toma en cuenta, que los nombre pocos trabajados pueden provocar incluso problemas legales, porque ya pueden estar siendo utilizados por otro restaurante. Cualquiera que sea el caso, un nombre poco trabajado no te dará el valor exclusivo que te brinda tener un nombre único y original.

3. El nombre debe enfocarse en tu cliente objetivo

El nombre de tu restaurante tiene que ir de la mano con el tipo de público objetivo que tengas. Es decir, se debe establecer una relación entre tu público y el concepto que le ofreces. Si le pones nombre a tu restaurante sin tener en cuenta tu público objetivo, es muy probable que tus clientes no se familiaricen con él o no se sientan identificados.

4. El nombre debe entender la esencia del restaurante

El nombre del restaurante debe relacionar su esencia con los clientes. Como mencionamos antes, el nombre debe relacionar las expectativas de los clientes y el concepto del restaurante. Si el nombre en sii no es relevante para el concepto, si no refleja la idea que hay detrás, lo que representa y qué esperar del restaurante, entonces, simplemente, el nombre no es efectivo y no sirve para nada.

Un buen nombre siempre ofrece al cliente una idea acerca de qué esperar, por ejemplo, mientras que “la cafetería de la esquina” es un buen nombre para un lugar donde la gente pueda leer y trabajar, algo como “El rincón del café” le daría una imagen mucho más clara y atrayente para el público objetivo.

5. Un nombre innovador

El nombre de tu restaurante es para toda la vida y también lo es el concepto, por eso no debería hacer referencia a tu forma de trabajar o a la comida que sirves. Por lo que, el nombre debe dejar espacio para la innovación o, de lo contrario, es posible que te limite cuando quieras (o necesites) hacerlo.

6. Investiga qué nombre han elegido tu competencia

Tener en cuenta los nombres que han elegido tus competidores, analizarlos y ver en que se basan, puede darte muchas ideas para el nombre de tu restaurante. A su vez observar los nombres de tu competencia te puede alertar y detectar errores que deberías evitar.. Por ejemplo, si tienes una pizzeria y tus competidores cercanos tienen nombres inspirados en el chef o en el dueño (Gino ́ s Pizza, Gianluigi Pizza), lo lógico sería que no siguieron esa tendencia general llamando a tu restaurante de forma diferente y creativa.

7. ¿Existe una historia detrás del nombre?

 ¿Hay una historia detrás del por qué abriste el restaurante o detrás de las recetas de tu cocina? O, simplemente, la ubicación que has elegido representa algo especial para ti.

Si este es el caso, podrás usar esas historias como base para el nombre. Eso creará una conexión instantánea con tus clientes y agrega personalidad a tu restaurante. Podrás presumir de una historia increíble que servirá de atracción para nuevos clientes.

Visita el guia de restaurantes queremoscomer.rest y descubre lugares increíbles para ir con tu familia a disfrutar de la mejor gastronomía de la ciudad de mexico.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s